Etiquetas

, ,

A finales de la década de 1970, Eliyahu Goldratt, físico israelí, comenzó a presentar sus ideas sobre la programación de la producción. Desarrolló y registró los derechos de autor de un programa de software de caja negra para computadora, conocido como técnica de producción optimizada (OPT por las siglas de optimized production technique). Este software se vendió a compañías que carecían de información sobre la teoría o metodología OPT. La promesa era que los programas desarrollados tomarían en cuenta la capacidad y harían un uso más eficiente de los recursos limitados por la capacidad, a fin de maximizar la producción total. Los que compraron el software de OPT informaron de algunos éxitos y fracasos, pero la percepción global fue que los algoritmos secretos evitaron su aceptación más amplia.

En 1984, Goldratt y Cox publicaron una novela, The Goal (La Meta), que presentaba algunos de los conceptos subyacentes a OPT. A esta novela siguió The Race (La Carrera), en 1986, que explicaba aún más dichos conceptos. Por ese tiempo Goldratt abandonó la OPT como software, pero continuó enseñando y vendiendo sus ideas.

Umble y Srikanth presentaron en 1990 un análisis detallado de los mismos conceptos, entonces conocidos como manufactura sincronizada, y reclamaron que el término fue acuñado en q984 por la General Motors. Con un conocimiento más amplio, más compañías han adoptado los conceptos de manufactura sincronizada.

A finales de los años ochenta, Goldratt refinó sus ideas en los que se conoce ahora como teoría de las restricciones, una ampliación de los conceptos originales de la OPT. Desde entonces, ha difundido sus conceptos mediante seminarios y publicaciones que incluyen una filosofía administrativa de mejoramiento basada en la identificación de las restricciones para incrementar las utilidades.

El concepto básico de la manufactura sincronizada es simple: debe balancearse el flujo de materiales a través de un sistema, no la capacidad del sistema. Esto genera un movimiento uniforme y continuo de materiales de una operación a la siguiente, y reduce el tiempo de entrega y el inventario que espera en la cola. El mejor uso del equipo y los inventarios reducidos pueden disminuir el costo total y acelerar la entrega al cliente, lo cual permite que una compañía compita con más eficacia. Tiempos de entrega más cortos significan una mejora en el servicio al cliente y proporcionan una ventaja competitiva a la empresa.

En la manufactura sincronizada, se identifican los cuellos de botella y se utilizan para determinar la tasa de flujo. Para maximizar el flujo del sistema, los cuellos de botella deben manejarse con efectividad. Estos cuellos de botella, llamados recursos de capacidad limitada, llevaron a Goldratt a ampliar la idea del manejo de las restricciones. La teoría de las restricciones ensancha el concepto, de manera que quedan incluidas las restricciones de mercado, de materiales, de capacidad, de logística, administrativa y de comportamiento.

Notas de Sim Narasimhan.

Anuncios